Estofado de cordero con ciruelas



Después de unos días sin acercarme al blog, hoy traigo una receta contundente de la mano de Gordon Ramsay. La publica en su libro de cocina casera y utiliza una carne (el cordero) que no es habitual en mi mesa pero que preparada así me encantó.



Los ingredientes que utilicé fueron:
Medio kilo de carne de cordero troceada
200 gramos de bacon
Una cebolla grande
100 gramos de cebollitas en vinagre
Medio vasito de vino de Jerez
Dos cucharaditas de azúcar
Una rama de canela
Una cucharadita de jengibre en polvo
Dos cucharadas de dulce de membrillo
Doce ciruelas pasas
Medio litro de caldo de verduras
Aceite de oliva virgen extra
Sal y pimienta

Primero salpimenté la carne y la freí en mi olla de hierro fundido con un poco de aceite de oliva. La tuve dos o tres minutos por cada lado (los trozos no eran muy grandes) y la saqué a una fuente.

A continuación corté el bacon en tiras y lo puse en la olla con un poquito  de aceite a fuego medio hasta que se doró. Añadí entonces la cebolla cortada en rodajas y las cebollitas en vinagre. Rehogué todo y cuando la cebolla comenzó a dorarse incorporé a la olla el azúcar y una pizca de sal y pimienta para caramelizar la cebolla. Por último añadí el vino blanco y dejé reducir hasta que quedó una salsa espesa.


 

Volví a echar la carne a la olla y añadí el jengibre, la canela, el membrillo y la mitad de las ciruelas. Añadí el caldo de verduras y lo puse a cocer a fuego lento hasta que alcanzó el punto de ebullición. Entonces tapé la olla y la tuve una hora a fuego suave removiendo de vez en cuando. Pasado ese tiempo añadí el resto de las ciruelas y estuvo cociendo media hora más. En ese momento comprobé que el cordero estaba tierno así que rectifiqué de sal y listo. 



Mientras la carne se guisaba, preparé unas patatas fritas para acompañarlo. Las corté en rodajas muy finas con ayuda de la mandolina y las freí en aceite muy caliente, con cuidado de que no se quemasen. 

Las fui sacando a una fuente con papel absorbente y las serví en un cuenco junto a la carne.


Comentarios