Chuletas de cerdo en salsa de sidra



Chuletas de cerdo con un toque asturiano y una guarnición de espinacas: una receta para chuparse los dedos.


Los ingredientes que utilicé fueron:

Cuatro chuletas de cerdo
Una cebolla
200 ml de sidra
140 ml de nata
Una cucharada de mostaza en grano
150 gramos de espinacas
Mantequilla
Aceite de oliva virgen extra
Sal
Pimienta

Calenté en una sartén un poquito de aceite de oliva, salpimenté las chuletas y las doré durante un par de minutos por cada lado. Las reservé en una fuente mientras preparaba la salsa.


Añadí un poquito más de aceite a la sartén y cuando estuvo caliente rehogué la cebolla cortada en juliana. La tuve a fuego muy suave durante unos 10 minutos para que quedara caramelizada. Entonces añadí la sidra y subí el fuego para que redujese un poco. 

En ese momento añadí la nata y la mostaza, removí bien y cuando empezó a hervir bajé el fuego y esperé cinco minutos a que espesara la salsa.



Por último, añadí las chuletas a la sartén y las tuve cociendo a fuego suave durante diez minutos más. 


Mientras las chuletas terminaban de hacerse preparé la guarnición de espinacas. Lo hice calentando una nuez de mantequilla con sal en una cazuela y rehogando las espinacas frescas hasta que estuvieron blandas (unos cinco minutos).


Serví las chuletas calientes con un poquito de salsa por encima y las espinacas. La próxima vez que prepare esta receta probaré a hacerla con filetes de lomo, a modo de escalopines. 

Comentarios