Lera

Poco puedo decir de la cocina de Luis Lera que no sepáis, pero sí puedo contaros lo que disfruté acercándome una vez más a Castroverde de Campos (Zamora), cruzando campos de girasoles, viendo pasar rebaños de ovejas y perdiendo la vista en el horizonte. No puede la naturaleza dejar el listón más alto y no puede el cocinero responder de mejor forma al desafío, llevando a la mesa un entorno espectacular. Es uno de mis lugares favoritos y esta vez lo disfruté todo lo que pude.













Ensalada de garbanzos





La noche de antes puse en remojo 125 gramos de garbanzos, ya que pensaba preparar una ensalada para dos personas, ligera e ideal para comer legumbres en verano. 

Cocí los garbanzos en olla express durante 18 minutos y una vez hechos los dejé enfriar. Después los coloqué en la base de una ensaladera y añadí tres zanahorias cortadas en bastoncitos, un cuarto de cebolla morada, una lata de bonito en aceite de oliva, ocho tomates cherry cortados en cuartos, un puñado de aceitunas negras y unas pocas hojas de espinacas frescas.

Aliñé con aceite de oliva, vinagre de vino, sal y unas hojas picadas de cilantro. En todas las ensaladas es importante un buen aliño y en esta especialmente ya que los garbanzos cocidos sin más pueden resultar algo sosos. Por eso incorporé el cilantro, que aunque para muchos tiene un sabor fuerte, a mi me encanta.