Lera

Poco puedo decir de la cocina de Luis Lera que no sepáis, pero sí puedo contaros lo que disfruté acercándome una vez más a Castroverde de Campos (Zamora), cruzando campos de girasoles, viendo pasar rebaños de ovejas y perdiendo la vista en el horizonte. No puede la naturaleza dejar el listón más alto y no puede el cocinero responder de mejor forma al desafío, llevando a la mesa un entorno espectacular. Es uno de mis lugares favoritos y esta vez lo disfruté todo lo que pude.













Nabizas con pimentón de la Vera



Otro plato de cuchara y de temporada, en este caso con un manojo de nabizas que compré en el mercado ecológico de la calle Gascona en Oviedo. Son los brotes otoñales del nabo, que aparecen antes de los grelos. No las había probado antes y me las recomendaron en el puesto al que siempre acudo cada primer domingo de mes. 

Lo primero que hice fue lavar y cortar en trozos grandes un kilo de patatas y las puse a cocer en una olla con agua y sal. A continuación, añadí a la olla las nabizas limpias y cortadas. Me ayudé de una rasera para presionar las hojas ya que al principio parece imposible meterlas por completo en la olla, pero con un poco de paciencia se consigue.

Cuando las patatas estaban blandas (tardaron unos 20 minutos) retiré del fuego la olla y lo dejé todo escurriendo. 

Puse a calentar seis cucharadas de aceite de oliva en una sartén y doré cinco ajos cortados en láminas. Añadí una cucharadita de pimentón de la Vera y rehogué con cuidado de que no se quemaran. 


 

Para servir, puse las nabizas y las patatas en el plato y repartí por encima la mezcla de aceite, pimentón y ajos.