Ramen

Esta es una de mis sopas favoritas y me suelo adaptar a los ingredientes que tengo en casa o encuentro en el supermercado. Aquí van dos ejemplos de las últimas que hice.

Los ingredientes que utilicé fueron los siguientes:

Medio litro de caldo de carne5 gr. de alga wakame deshidratada75 gr. de noodles100 gr. de setas shitake, shimeji y portobello1 huevo Para la salsa:
Un diente de ajoJengibre fresco ralladoChile picadoDos cucharadas de sojaDos cucharadas de vino blanco seco (manzanilla)Media cucharada de vinagre de arroz

Lo primero que hice fue preparar las algas y los fideos. Deshidraté las algas en un cuenco con agua hirviendo y en otro cuenco hice lo mismo con los fideos. Cuando estuvieron deshidratados los colé para quitar el exceso de agua.
Mientras, puse a calentar el caldo de carne en un cazo y en otro cocí el huevo durante 8 minutos.
Para preparar la salsa, machaqué en el mortero el ajo pelado y añadí media cucharada de jengibre fresco rallado, una pizca de chile picado, la soja, el …

Roti jala




Este pan en red (esa es la traducción) es típico de Malasia y se suele usar para acompañar platos con salsas picantes y a la hora del té. Es la primera vez que lo preparo y me pareció delicioso.


Los ingredientes que utilicé fueron:
200 ml de leche de coco
125 gramos de harina
2 cucharaditas de curry en polvo
Un huevo
Una pizca de cúrcuma
Una pizca de sal
Mantequilla para engrasar la sartén



Comencé tamizando la harina en un cuenco grande con ayuda de un colador. Después añadí el curry, la cúrcuma y la sal y mezclé todo bien. En el centro de la mezcla hice un hueco en el que vertí poco a poco la leche de coco sin dejar de remover y con cuidado de que no quedaran grumos.


A continuación añadí el huevo y seguí batiendo hasta que quedó una masa suave. La eché dentro de un biberón de cocina para que me fuese más fácil darle forma de red a los rotis.


Puse a calentar en una sartén una pizca de mantequilla y cuando se derritió eché la masa con el biberón formando círculos. Tuve los rotis tres minutos por cada lado (dándoles la vuelta con cuidado de no romperlos) y los fui sacando a un plato que tapé con otro para mantenerlos calientes.

 

 


Para tomarlos puedes enrollarlos y mojarlos en chutney de mango o, como hice yo, en mermelada de tomate.


Comentarios